Sierra de la Ventana, Domingo 09 de agosto 2020
Buenos Aires | Argentina

En un picnic en el capó del auto cerca del arroyo fue como conocí Villa Ventana

Stella Mendez vive en Villa Ventana hace 6 años, es oriunda de Bahía Blanca lugar en el que vivió cuarenta años. Esta historia tiene la particularidad que gracias a una situación particular hoy esta viviendo en este lugar. Ella relata la anécdota: “el primer año en Bahía una señora amiga conocida nos invita a un picnic, en la época de los aromos me parecieron bellísimos, bueno en el capo del auto con un mantel súper pituco y en el dique, esa fue mi primer contacto con Villa Ventana “

Stella acompaño la decisión y el proyecto de su marido para venirse a este lugar y asegura: “le molestaba el ruido de bahía, el transito y buscaba algo más tranquilo. Yo acompañe el proyecto pero me costo muchísimo fue terrible, extrañaba.”

Lo que Stella recuerda de Villa Ventana en aquel tiempo cuando lo conoció fue su “su color amarillo por los aromos, me embriagaba su olor todo”. “Villa Ventana es como vivir en una aldea, arme mi mundo pero sufrí los cambios.”

Hoy Stella superó ese proceso de adaptación y se dedica a muchas tareas, fue buscandole la vuelta y relata: “cada cosa fue positiva, uno tiene que buscar lo que le hace bien. La pintura me salvo me junto con gente que tenía el mismo tornillo flojo que yo”.

Stella es una apasionada y sobretodo una destacada artista. Pinta desde sus entrañas y lo refleja en cada cuadro que muestra.

Stella antes de terminar con la entrevista deja entrever que por parte de uno de sus hijos vino a este lugar por una conexión en su alma.